Nuestros viñedos

Home » Nuestros viñedos

Invierno-56

El mayor patrimonio y el origen del carácter de nuestros vinos es el increíble viñedo de Bodegas Patrocinio. Con 525 hectáreas de extensión, contamos con una gran diversidad de suelos, variedades, edades medias y microclimas que nos ofrecen lienzos distintos para el cultivo de las variedades clásicas de La Rioja permitiéndonos elaborar vinos de diferentes estilos siempre con carácter Rioja y sobre todo repetirlos año tras año ya que la procedencia de las uvas es siempre la misma.

Llevamos cuatro años estudiando los suelos de nuestras fincas en un proyecto de investigación conjuntamente con el CIDA (Centro de Investigación y Desarrollo Tecnológico Agroalimentario), adscrito a la Dirección General de Calidad, Investigación y Desarrollo Rural de la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural del Gobierno de La Rioja. Eso nos permite contar con uno de los mapas de suelos más fiables de La Rioja.

Uruñuela está situada en la parte baja del Río Najerilla, el 70% de los viñedos están situados en Uruñuela y el resto entre los términos municipales colindantes de Cenicero y Huércanos. Esta delimitada al norte por la Sierra de Cantabria y al sur por la Sierra de la Demanda; y hay tres ríos que la rodean, el Ebro (al Norte), el Yalde (al sur) y el Najerilla (al oeste) que es el que da nombre a este hermoso valle.

Uruñuela disfruta del clima típico de La Rioja Alta: un clima predominantemente mediterráneo con importantes influencias atlánticas. La pluviometría se sitúa en unos 430 l/m2 y la época de vendimia viene precedida de varias semanas de tiempo seco, días cálidos y noches frías, que favorecen enormemente la maduración. El tempranillo tiene en esta zona una maduración adecuada y completa de 40 días entre el envero y la recolección siendo este el motivo por el que alcanza una madurez alcohólica y fenólica optimas todos los años.

Nuestro mayor rasgo diferenciador es la gran increíble diversidad de nuestros suelos: hemos llegado a identificar hasta 22 tipos de suelos distintos divididos en tres grandes grupos:

A)   Suelos pedregosos de aluvión (35% de la superficie total) de donde proceden nuestros vinos mas finos, de gran complejidad aromática. Es una terraza aluvial de depósitos del Río Najerilla, antes de su desembocadura  en el Ebro.  Hay muchas piedras (aproximadamente el 70% por cada metro cúbico). El viñedo tiene rendimientos  bajos y vigor equilibrado. Obtenemos ahí los vinos de crianzas cortas, con taninos moderados  y muy sedosos.
B) Suelos predominantemente calizos y arcillosos. Profundidad media a baja, donde la viña tiene que hacer mayor esfuerzo para anclar las raíces pero donde una vez que el viñedo tiene más de 15 años, la viña alcanza un equilibrio perfecto con el ambiente. La vid se cultiva en secano porque estos suelos facilitan a la planta la humedad necesaria durante todo el verano de manera muy progresiva. Se obtienen ahí los vinos de mayor concentración y cuerpo, a la vez que con gran personalidad. Aptos para crianzas mas largas. (55%)
C) Un 10% de superficie, situada entre Uruñuela y Nájera, cubre una zona más fértil, de maduración más tardía, plantada con viñedo destinado a nuestros vinos más jóvenes. Se obtienen vinos más frutales debido a la frescura de los suelos.

Scroll to top